Cero discriminación y violencia en Conalep

La discriminación y la violencia se ven enfrentadas a los valores del respeto, la protección y la garantía de los derechos. El Instituto de Formación Técnica Profesional del Estado y el Consejo de Estado para la prevención y luchan contra la discriminación.

Cero discriminación y violencia en Conalep

 Ante una lucha sin precedente se firmaron convenios de cooperación con el objetivo de desarrollar medidas. El enfoque es promover y regular las políticas públicas, con el fin de prevenir la discriminación y la violencia en el sistema educativo.

En contra de la violencia física en la institución

El programa impulsa la sensibilización sobre la igualdad, además de la inclusión y la discriminación entre los estudiantes. Ante estos elementos se destaca la coalición estratégica entre las distintas instituciones y empresas que hacen vida con Conalep.

Conalep reitera que la discriminación y la violencia son inconvenientes transversales que requieren de regulación. De esta forma, se aplica la suma del esfuerzo de las institucionales en beneficio de los jóvenes.

Es necesario trabajar en una formación más integral para no involucrarse en momentos que promuevan la violencia. Ante estas circunstancias se facilita la promoción del uso de las tecnologías de la información y la comunicación.

En este contexto una coalición estratégica buscará reducir la brecha digital que pueda existir a través de discusiones.

La Comisión Nacional de Derechos Humanos y Conalep firmaron un convenio de colaboración. Con el fin de promover el respeto a los derechos humanos entre la comunidad estudiantil y erradicar la violencia en el campus.

Estas metas se lograrán a través de actividades dirigidas a estudiantes y profesorado. Donde se promoverá una vida libre de violencia, educación de calidad, no discriminación y libertad de expresión dentro del campus.

Los Derechos Humanos fomentan el respeto entre estudiantes

La educación en derechos humanos fomenta la noción de todas las personas como titulares de derechos. De manera que incide en la capacidad de participación y autonomía para promover el ejercicio de los derechos humanos.

Estos elementos ayudan a evitar cualquier forma de discriminación o exclusión, y posibilita la identificación en prácticas generadoras de violencia. Como parte del convenio, también se crearán los ‘Comités de Jóvenes Promotores de la Paz, a fin de que beneficie a los estudiantes que cursan una carrera técnica en el instituto.

 Los objetivos de los Comités serán difundir y promover los derechos, responsabilidades y obligaciones. Donde actúen todos los actores de la comunidad educativa, además de sensibilizar sobre la importancia de vivir en espacios libres de violencia.

Las medidas tomadas garantizan las acciones inmediatas de identificación e intervención de la violencia. A través de una evaluación enfocada en la promoción de la cultura de paz, y la convivencia armónica entre los estudiantes.

El objetivo es hacer que los estudiantes se adhieran al logro de objetivos que ayuden a restablecer la paz en México. Así como generar una herramienta que neutralice la violencia y mejorar la convivencia.

La educación en derechos humanos aboga por una vida libre de violencia, educación de calidad, no discriminación y participación. La libertad de expresión explora el estado que mantiene la aplicación de estos derechos y facilita su ejercicio sin discriminación.

Deja un comentario